Preacher

Exchange

Santísima Trinidad

Please support the mission of
the Dominican Friars.

HOME
FIRST IMPRESSIONS
1st Impressions CD's
Stories Seldom Heard
Faith Book
General Intercessions
Volume II
Come and See!
Homilías Dominicales
Palabras para Domingo
Catholic Women Preach
Homilias Breves
Daily Reflections
Daily Homilette
Daily Preaching
Face to Face
Announcements
Book Reviews
Justice Preaching
Dominican Preaching
Preaching Essay
Quotable
Archives
The Author
Resources
Donations

Homilías Dominicales Archivo

Impresora amigable

Solemnidad de la Santísima Trinidad [Ciclo C] – 12 de junio, 2022

Proverbios 8:22-31 | Salmo 8 | Romanos 5:1-5 | Juan 16:12-15


Del Evangelio según san Juan:

“Cuando venga el Espíritu de la verdad, él los irá guiando hasta la verdad plena.”

Reflexión por Fray Carlos Salas, OP:

La paciencia es una de las virtudes que más nos cuestan trabajo hoy en día en un mundo que no para. Llevamos en nuestros bolsillos lo que antes solíamos dejar en la oficina—ahora nos sigue a todos lados. Recibimos un mensaje de texto, en alguna red social, o por correo electrónico, y la expectativa es que respondamos inmediatamente. Sí, yo también estoy exhausto de eso. Sin embargo, Dios nos llama a la paciencia. Dios nos recuerda que la vida en Él es un proceso y no un interruptor. Nuestra vida se asemeja más a una corriente de agua que pasa a través de muchos obstáculos y menos a una corriente eléctrica que aparenta ser instantánea. Queremos asemejar nuestra sabiduría a la instantaneidad que las pantallas iluminadas nos aparentan ofrecer. Podemos llegar a la frustración al no comprender la naturaleza divina de Aquel que nos ha creado para amarlo. Es por esto por lo que oramos día a día por la sabiduría de comprender más y mejor sobre el que nos creó.

Se habla de “la sabiduría de Dios” en la lectura de los Proverbios como una figura femenina que ya existía “desde la eternidad, desde el principio, antes de que la tierra existiera… Cuando aún no había hecho el Señor la tierra ni los campos ni el primer polvo del universo.” Aquí se habla de la Segunda Persona de la Santísima Trinidad. Nosotros hoy la conocemos como nuestro Señor y Salvador, Jesucristo. La auto revelación de Dios ha sido gradual. La más significativa es la de la Encarnación de esta Segunda Persona, la que es la Sabiduría, la Palabra, Verbo; es Dios. Pero la Encarnación no fue el fin de esta revelación de la naturaleza de Dios. Al contrario, después de la Resurrección y Ascensión al cielo de Jesús, Él nos mandó el Espíritu Santo—la Tercera Persona de la Santísima Trinidad, que también existe desde antes del primer polvo del universo y es Dios—en Pentecostés. Jesús nos envía a esta Tercera Persona para que nos guíe a sí mismo, a la Verdad (hacia Dios). Es decir, Dios continúa su autor revelación hoy en día con cada uno de nosotros. Ya que, al haber recibido los sacramentos de iniciación, el Espíritu Santo mora en nosotros y nosotros en Él.

Pero ¿cómo comprender esto? Hay muchas cosas que puedo observar y no comprender. ¿Cómo puedo comenzar a comprender algo (o alguien) a quien no puedo observar de la misma manera? Me veo reflejado en las palabras del salmista de hoy porque nos enfocamos en la distancia entre Dios y nosotros: “Cuando contemplo el cielo, obra de tus manos, la luna y las estrellas, que has creado, me pregunto: ¿Qué es el hombre para que de él te acuerdes, ese pobre ser humano, para que de él te preocupes?” No comprendo todas las leyes de la física en el espacio exterior, sobre hoyos negros, o sobre mecánica cuántica. Me siento derrotado. Es aún más fácil sentirnos derrotados al no comprender que Dios es solo uno, y que Dios también es tres Personas. Dios es muy distinto a nosotros: Dios no es una creatura, sino el Creador; Dios existe por sí mismo, mientras nosotros necesitamos de su subsistencia para existir cada segundo; Dios existe más allá, afuera del tiempo y el espacio, mientras nosotros no tenemos un concepto comprensible de lo infinito. Es por esto por lo que Dios nos llama a la paciencia. Dios quiere que lo conozcamos. Conocer a Dios es un proceso que lleva tiempo y dedicación a la oración.

Hay dos caminos: el camino de la virtud y el camino del vicio. San Pablo nos describe el primero en la carta a los Romanos: “sabemos que el sufrimiento engendra la paciencia, la paciencia engendra la virtud sólida, la virtud sólida engendra la esperanza, y la esperanza no defrauda.” Este sentimiento de derrota se lo entregamos a Dios y volvemos a intentar, Él toma nuestra disposición y Su Espíritu nos guía a la virtud y nos regala la esperanza. En el lado contrario es el vicio, descrito en la epístola de Santiago: “Cada uno es probado, arrastrado y seducido por su propia concupiscencia. Después la concupiscencia, cuando ha concebido, da a luz al pecado; y el pecado, una vez consumado, engendra la muerte” (San 1:14-15). Cuando nos damos por vencido a nuestras debilidades hacia el pecado, ultimadamente nos alejamos de Dios y nos acercamos a una muerte que hemos elegido. Pero este no es el camino por el que Dios nos invita. Él nos invita a la virtud en nuestras vidas, un camino que requiere paciencia pero que nos lleva a conocer más a Dios en nosotros mismos ya que hemos sido hechos a Su imagen y semejanza.

Algo para traer a la oración:

·       Por dos mil años, los mejores teólogos han escrito sobre la Santísima Trinidad, guiados por el Espíritu Santo, para ayudarnos a comprenderla. Debemos aprender de lo que ellos nos han enseñado; sin embargo, la culminación será con la esperanza de la vida eterna con el Dios Trino.

·       Mientras estamos en la tierra, la Eucaristía es nuestra comunión con la Santísima Trinidad.

·       Puede recitar esta oración en alabanza a Dios: “A Ti Dios Padre no engendrado, a Ti Hijo unigénito, a Ti Espíritu Santo Paráclito, santa e indivisa Trinidad, con todas las fuerzas de mi corazón y de mi voz, te reconozco, alabo y bendigo; gloria a Ti por los siglos de los siglos.”

God bless,

Br. Carlos Salas, OP
Student Friar
St. Dominic Priory | St. Louis, MO.
Province of St. Martin de Porres (Southern USA)

FrayCarlosPredica | LinkedIn | Instagram | facebook
 


 

Para la información sobre cómo a darse de baja, suscriba y termine la

información sobre nuestros servicios vaya a http://www.preacherexchange.com

 

Semana 1 "Sr. Kathleen Maire  OSF"  <KathleenEMaire@gmail.com>

Semana 2 "fr. Carlos Salas, OP" <csalas@opsouth.org>

Semana 3 "Carmen Mele, OP"  <cmeleop@yahoo.com>

Semana 4 "Charlie Johnson, OP" <cjohnson@opsouth.org>

Semana 5 "Fr. Jorge Rativa, OP" <jrativa@opsouth.org>


Homilías Dominicales mailing list:

List Management: "Fr. John Boll, OP" <preacherexchange@att.net>


Homilías Dominicales Archivo
XVI DOMINGO XIV DOMINGO XIII DOMINGO CORPUS CHRISTI Santísima Trinidad Pentecostés


HOME Contact Us Site Map St. Dominic

© Copyright 2005 - 2022 - Dominican Friars